“LA OPERACIÓN A DISTANCIA SERÁ UNA PARTE CENTRAL DE LA MINERÍA DEL FUTURO"
Fernando Bracco, SK Godelius
 

• Hace cinco años instalaron el primer Telecomando de grandes máquinas en Chuquicamata y hoy ya van por su cuarto proyecto en esta área. Una tecnología que, sostienen, viene a revolucionar el ambiente laboral y también la productividad de la empresa y que sin duda será parte central de la minería del futuro.
         
  El año 2012 SK Godelius instaló el primer Telecomando de grandes máquinas en la Planta de Tratamiento de Minerales en Pila de Chuqicamata, un verdadero hito para la empresa, para la industria minera chilena y para los operarios de la planta, ya que les permitió salir de ella e instalarse en una sala climatizada y lejana al área de riesgo, evitándoles estar en contacto con las sustancias propias asociadas a los procesos de lixiviado con ácido sulfúrico.

Actualmente acaban de adjudicarse su cuarto proyecto, en la mina Gabriela Mistral, lo que demuestra que “ésta es una tendencia que está ganando terreno en el marco de las grandes trasformaciones que están ocurriendo en la robótica, automatización, telecomunicaciones, entre otras”, explica Fernando Bracco, gerente general de la compañía.

En la práctica, la implementación de Telecomandos implica trasladar a los controles y los mandos de estas máquinas a un centro de comando remoto ubicado a varios kilómetros de distancia, mejorando, por un lado, su ambiente laboral y también la dimensión productiva, ya que permite mejoras en la geometría de las pilas, la coordinación con la producción de etapas “aguas arriba”, en los cambios de turnos, entre otros, explica Bracco.

En esta entrevista el gerente general de la firma explica los beneficios de esta solución, de qué manera la automatización y la robótica marcarán el futuro de la industria y en qué etapa nos encontramos en Chile.

¿Por qué es una buena solución?
La operación a distancia obliga a cautelar nuevas lógicas de control, tiempos de latencia muy reducidos, altas redundancias en las redes, “visibilidad” mejor o igual que la que tenía el operario cuando estaba en su cabina local, etc. Este proyecto posee una arquitectura, un diseño y una implantación consistentes con la criticidad de la máquina y el proceso que está en juego.

¿Cómo llegaron a esta solución? ¿Cómo se les ocurrió abordar esta problemática?
Creemos que la “operación a distancia” será una parte central de la minería del futuro. El ejemplo concreto del do de un apilador o una rotopala, va conjugado con la teleoperación de vehículos (grúas, palas, bulldozers, etc.), la teleoperación de robots con múltiples aplicaciones, y por supuesto, la teleoperación de procesos. SK Godelius está involucrado en proyectos en todos esos casos.

  ¿Cuál es el público objetivo que pretende conquistar?
El concepto de operar a distancia, impacta en modo radical y disruptivo la seguridad y la productividad de las faenas. Y ello es cierto en todas las etapas del proceso. Por lo tanto, esperamos que la industria minera en su conjunto vaya rápidamente adoptando este modus operandi. Además, la proyección de estas tecnologías, va mucho más allá de la minería.

¿En qué fase del proyecto están?
Acabamos de ser adjudicados con nuestro cuarto proyecto – en Gabriela Mistral en cuanto a máquinas grandes. Los otros tres se encuentran en plena “teleoperación” desde hace años.

¿De qué manera crees que la automatización y la robótica marcarán la minería del futuro?
Creemos que estamos en el umbral de un nuevo y enorme cambio tecnológico, relacionado con la robótica, la inteligencia artificial, IOT, etc., que tienen un gran potencial disruptivo tanto en términos de la ingeniería, como en los modelos de negocios que se volverán viables.

¿En qué etapa de esta transición nos encontramos en Chile?
Esta transformación a gran escala que está a punto de desencadenarse, apenas ha comenzado tanto aquí como en otros sitios del mundo. Se puede ver, por lo tanto, como una nueva oportunidad para construir en Chile un ecosistema – empresas proveedoras, operadores, universidades, centros de investigación, etc. - de alta tecnología, ligada a la minería.

¿Cuáles son las principales ventajas de innovar en este tipo de tecnologías en la industria minera?
Creemos que existe un amplio espacio para crear, desarrollar y construir herramientas y soluciones tecnológicas - replicables globalmente - con un gran potencial de creación de valor mucho más allá de la extracción de recursos minerales en tanto materia prima. Participamos activamente de la visión y del desafío de diversificar y ampliar las capas de valor aportadas a los procesos a través de la incorporación de soluciones de ingeniería, actualizadas, sólidas y bien adaptadas.

¿Cómo ha sido la experiencia de innovar en Chile?
Notable.